miércoles, 26 de febrero de 2014

Mi Maratón de Sevilla 2014

Puedes tratar de engañarte a ti mismo, pero ni lo intentes con el del mazo.

La Maratón de Sevilla es, prácticamente, fija en mi calendario, es como la de casa, me ha dado y me ha quitado mucho. El año pasado me dio la mejor Maratón que he corrido, y claro, al acabarla tan bien enseguida pensé en mejorarla aún más para este año, las 3h20' empezaron a rondar en mi cabeza.
El parón por lesión de dos meses en verano ya empezó a trastocar mis planes, aumenté de peso, y al empezar a entrenar a mediados de septiembre ya noté que me costaría llegar al mismo nivel que tenía, hice varias carreras con buenas sensaciones, pero sin acabar de explotar, además, citando a Miguel, el de la otra orilla, una Maratón ( en este caso la de Málaga) me pidió de salir, y yo en esto soy un chico fácil.
Hice la Maratón de Málaga bien, 3h35' sin forzar mucho, pero una Maratón siempre desgasta, física y psicológicamente, y a la hora de ponerme a entrenar en serio para Sevilla aumentando kilómetros e intensidad, noté que la progresión no era la que esperaba.
Puede parecer fácil deducir todo esto a posteriori, pero a fuerza de ser sincero, ya lo sabía antes del domingo. La Media de Plasencia, los test y mis percepciones me alejaban definitivamente de mi sueño inicial, mi nuevo objetivo sería la MMP (mejor marca personal), es decir, bajar de 3h25' y lo iba a tener muy difícil.

Este año no pudimos viajar a Sevilla hasta la tarde del sábado, mi cuñado Pako ya me había recogido el dorsal y sentí no poder asistir a la Feria, a cambio tuve más tiempo de descanso.
El domingo, después del ritual mañanero de todo corredor el día de Maratón, fui a recoger a Pako a su Hotel y fuimos al Estadio por la Ronda Supernorte, dejé el coche detrás de la estación de tren, y por lo que he oído fue una buena decisión, porque en el parking general se formaron retenciones a la salida hasta de dos horas. Había decidido dejar las cosas en el coche y evitar el guardarropa, así que nos cambiamos y fuimos directos al Estadio con el traje de faena y una camiseta vieja para combatir el frío de la mañana.
A las ocho estábamos en el túnel sur, lugar de quedada bloguera y pude saludar a David Matraca, Javier Ayuso, Miguel, Yolanda, Jan, Juan Carlos, Nico, que nos comunicó la falta obligada de última hora de Barroso ( un abrazo, Juan, lo sentí muchísimo), Javi y su amigo Jesús, Isaac, Josep y Javier. Un placer, como siempre, correr es un deporte individual, pero estas quedadas, aunque sean solo para intercambiar un abrazo, unas palabras y unas fotos son geniales. Corro casi siempre solo, pero en las carreras tengo la sensación de que formo parte de un equipo. Me da una alegría especial ver a los demás antes, durante y después de las carreras, una relación extraña, apenas unos segundos, pero has leído sus buenos y sus malos momentos muchas veces y sientes que conoces a esa gente, en mi caso forma-formáis parte de lo que más me gusta de correr maratones.
Eché de menos a Isidro y Angel Luis, afortunadamente este último me reconoció cuando minutos después esperaba cola en un baño y pude hablar con él, además me pasó en el km.37, menudo carrerón hizo el tío.

Me está saliendo una chapa y no he empezado la carrera, así que voy al grano que me enrrollo, lo siento, no sé si volver a editarlo. Bueno, lo dejo así.

Nos vamos hasta la salida con Javi y Jesús y por allí nos despedimos, buscamos nuestro cajón, aunque veo dentro dorsales de todos los colores, Pako me dice que saldrá a 4'40" a ver que tal su rodilla, lleva 15 días parado por un fuerte dolor al correr, hacemos el primer km. practicamente juntos, pero compruebo que sus primeras sensaciones deben ser buenas porque alarga la zancada y se va yendo con una facilidad pasmosa.
Hago los tres primeros kilómetros buscando mi sitio a 4'40", un pelín rápido pero muy fácil, justo hasta el momento en que al pisar una zona bacheada me tuerzo el tobillo, tengo que dar 3 ó 4 saltos a la pata coja y me temo lo peor, menos mal que tengo experiencia en esguinces y al apoyar compruebo que el dolor es soportable, luego llevaría alguna molestia prácticamente toda la carrera y por la tarde se me inflamó, pero pudo ser peor.

Paso el km. 5 real en 23:21, digo real porque puse en el garmin laps de 2.020 mts., iba picando en los kilómetros que veía señalados y los que me saltaba, el reloj me los marcaba prácticamente exactos en el lugar señalado, he comprobado que es cierto que 1.000 metros homologados equivalen a 1.010-1.015 mts. de medida con reloj gps. La carrera total me la marcó el garmin con 42,59 kms.
Me había confeccionado una pulsera con tiempos de paso cada 5 kms. para sub 3h25' y ya llevaba un minuto de ventaja, sabía que no podía pasarme un pelo, pero fue de esas veces que no dudas en tirarte de cabeza a una piscina infantil a pesar de saber que te puedes partir la crisma.
Pasamos el puente de los Remedios y cogemos el Paseo de las Delicias, con su Torre del Oro guardando al Guadalquivir, después de la única subidita al salir de un tunel enfilamos la calle Torneo y al pasar junto al puente de la Barqueta no puedo evitar pensar en que condiciones estaré al cruzarlo alguna horita después en el km. 38.

Paso el km. 10 en 47:34, manteniendo el minuto de ventaja sobre mi pulsera. Llevaba dos geles y unas gominolas de isostar, tenía pensado tomar el primero sobre el km. 14, pero dada mi animadversión por estos mejunjes, al ver que repartían mitades de naranja, cojo una y me guardo el gel para otra ocasión. A la larga no encontré el momento que mi estómago pudiera admitirlos y al final se volvieron conmigo, me conformé con cuatro gominolas y dos mitades de naranja en toda la Maratón, además de unos traguitos de agua cada 5 kilómetros.

Los kilómetros transcurren sin incidencias y a ratos hasta me olvido de la molestia del tobillo, pico el 15 en 1h11:29 y sigo manteniendo el minuto de ventaja, pero la frescura inicial comienza a resentirse. Por el 18,5 me encuentro con la familia en Santa Justa antes de que tomen el tren que les llevará al Estadio, foto y subidón de energía que me hace literalmente volar para hacer el kilómetro más rápido de toda la prueba a 4'31".

A esta altura sé que el tío del mazo va a aparecer, no sé cuando, pero lo hará, así que trato de no pensar mucho, aunque bajara el ritmo el daño ya está hecho, así que me autoengaño, me digo que la renta que saque será suficiente para aguantar. Sí, ya sé que esto nunca se cumple, pero la cantidad de gilipolleces que se le pasan a uno por la cabeza cuando no está oxigenada al cien por cien es increíble, incluso imagino cuando empieza a soplar algo de viento en contra algún tumbleweed rodando por el desierto de un viejo Western, no en vano estamos en Kansas City Avenue (curioso nombre para una avenida sevillana) y sonrío por la tonta ocurrencia.

Paso la Media en 1h40:48, toca evaluación de daños, superficiales pocos, profundos alguno, empiezo a pensar que quizás si que puedo, recuerdo el año pasado cuando decidí en el km. 28 aumentar el ritmo, me digo que este año también podría, me autoengaño, no solo no aumento el ritmo sino que este empieza a disminuir casi imperceptiblemente a pesar de que las pulsaciones si aumentaban. Paso el km.30 en 2h24:28, la renta que tenía se había difuminado y además ya hace rato que estoy notando calor, el sol andaluz quema hasta en febrero.

Sabía donde estaba, lo que quedaba y lo que iba a encontrar y empecé, ahora sí, a ahorrar gastos. A fuerza de costumbre voy conociendo al del mazo, a los temerarios se les puede presentar de golpe y les arrea sin compasión, los funde en dos kilómetros, algunos vi ya a esta altura con esos síntomas. A otros nos va avisando poco a poco, lo llevaba detrás pero la entrada en la Plaza de España y pasar por el centro con una gran animación me mantuvo distraído y casi lo olvido, pero no, en el 36 por la Alameda de Hércules casi me exige que pare. Hice oídos sordos, recordé una cita de Yolanda que curiosamente había leído el día antes en el blog de Epicteto: "Pienso en no pensar. Solo hay que correr. Soy un robot y estoy programado solo para correr", y efectivamente así me puse, modo robot a 5'25"-5'30"/km. Me adelanta Ángel Luis cuando voy más clavado y le deseo suerte, va a mejorar su marca y me alegro mucho por él.

Ya cerca del Estadio, al pasar el km.41 miro el reloj, el crono está a punto de subir a 3h24', me ha sobrado un kilómetro para MMP, entonces pienso en mi segunda meta, las míticas 3h30' que tanto me costó superar, tengo algo más de seis minutos para superarlas de nuevo, así que acelero lo que me dan las piernas, sin saber como hago el último kilómetro en 4'46" y entro feliz al Estadio, saludo a la grada buscando a la familia que no veo, levanto mis manos y estiro los dedos, uno por cada una de las diez maratones que llevo y entro en meta en 3h28'54" netos, por debajo de 3h30' por segunda vez.

No me resiento mucho del esfuerzo, me ponen la medalla y en cinco minutos estoy muy entero, busco a Pako donde habíamos quedado (en la barra donde den cerveza, por supuesto) y lo veo contento, coño, el ya lleva tres cañas. No le ha dolido la rodilla y ha mejorado su marca, haciendo 3h14'08", al año que viene a por las tres horas.
Salimos a abrazar a la familia, vuelvo a ver a Javi, por lo visto a los dos nos han faltado cuatro minutillos, después me encuentro a Javier Ayuso en malas condiciones, mareado y con calambres por todos lados, le ayudo en lo que puedo, le dejamos un teléfono y se va en busca de su mujer. espero que te hayas recuperado. Después es hora para una buena ducha, comida, reposo y viaje de nuevo, a lo largo de la tarde voy teniendo noticias por twitter, casi todas buenas, genial.

El resumen de esta Maratón, por mi parte es que me ha enseñado mucho, sé que mi techo en cuanto a marcas está muy cerca, desde ahora no me voy a obsesionar con marcas, tendré las 3h30' como referencia para la siguiente y listo, tampoco me quiero matar con planes imposibles y dietas espartanas, ni por cinco ni por veinte minutos. Soy un poquito más feliz cada vez que cruzo la meta de una Maratón y quiero seguir cruzando metas, muchas metas.

37 comentarios:

  1. A pesar de de haber sufrido has hecho una gran maratón, con un buen registro.el año no ha sido el esperado pero seguro que lo mejor está por llegar.Un placer volver a saludaros a Paco y tí.Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. enhorabuena Miguel eso es,, asín se administran las fuerzas para saber acabar una maraton como Dios manda y por debajo una vez mas del 3h30´ felicidades amigo , una pena no haber podido estar presente para saludarte , gracias por darle el sitio a Nico , un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  3. Enhorabuena Miguel!!!!!! Un placer enorme charlar contigo antes de la faena. Espero llegar algún día a 10 maratones y espero poder "domar" en la medida posible al hombre del mazo que tanto me atizó este pasado domingo. Yo era de los que pensaba que el hombre del mazo, no existía, que eran los padres, como dice el gran Novatillo, pero ahora ya se que está ahí, que es real y que es un tocacojones de cuidado. Espero subir a las Extremaduras a hacer alguna carrera porque es mi segunda casa después de los años que viví allí y por supuesto espero que en esa carrera podamos coincidir y volver a saludarnos. Un abrazo crack

    ResponderEliminar
  4. Ahí estamos compañero, que un maldito crono no eche por tierra tanto esfuerzo. Has hecho un carreron y eso no te lo puede quitar nadie.. Muchísimas felicidades!!!!

    ResponderEliminar
  5. Si nos pusieran un micrófono en la mente a los corredores de maratón a partir del km 30 sería increíble lo que se oiría. Lo de las visiones con bolas rodantes por la carretera no se yo si esta a la orden del día ;)

    De nuevo enhorabuena! Y como de costumbre, buena crónica.

    ResponderEliminar
  6. Me gusta tanto leerte porque me compenetro contigo casi al 100%. Ya tienes asimilado el "nivel sub-3:30". ¡Felicidades por la carrera!

    ResponderEliminar
  7. Como dices, a cruzar muchas metas! esas 3.30 no están al alcance de todo el mundo, lo has hecho genial!

    ResponderEliminar
  8. Grande Miguel. Enhorabuena por ese sub 3:30. Desde luego que el tio del mazo lo paso en grande en el Parque antes del estadio.

    Por cierto, en la foto que tienes cerca de la catedral, llevas a dos drinking Runners detrás, Lolo y Rafa, que también se marcarón un gran maratón.

    ResponderEliminar
  9. Me ha encantado la crónica.
    Es curioso lo que nos puede pasar por la cabeza. Lo que nos puede sugerir el nombre de una calle, jaja.
    Tienes mucha razón, no viene de 5 minutos, lo importante es disfrutar y sentir esa sensación al cruzar la línea de meta.

    ¡Felicidades por la carrera!

    ResponderEliminar
  10. Veo que, aunque no salió la marca, tienes buena relación con el tío del mazo. Contigo fue prudente, te atacó, pero no mucho, no como con otros que he leído por ahí que recibieron de lo lindo...
    Enhorabuena por ese sub 3.30 que no es moco de pavo y sobre todo porque en tu siguiente maratón no vas a tener dedos en las manos para estirar...
    Qué buena carrera.

    Un saludo

    PD "tumbleweed" no sabía cómo se llamaban... gracias

    ResponderEliminar
  11. Buena crónica, buena carrera. Tal vez no era el día para bajar marca, pero ya son 10 y seguro que habrá muchas más.
    Un abrazo Miguel.

    ResponderEliminar
  12. yo soy de la opinion de que hai que arriesgar, creo que hiciste bien y aún así bajaste de 3:30, enhorabuena y a por la siguiente

    ResponderEliminar
  13. Enhorabuena Miguel, para ti y para el crack de tu cuñado, que sin estar bien se marcó un tiempazo, y el tio mas tranquilo que todas las cosas. fue un placer saludaros a ambos antes y también después de la carrera, espero como te comenté que volvamos a coincidir en otra, y si es rodeados de arboles y sin asfalto mejor que mejor. muy buena tu crónica me ha encantado, es como volver a revivir todo de nuevo, un fuerte abrazo compañero

    ResponderEliminar
  14. Bajas de 3.30 y has corrido otra maratón hace nada, no te pidas más y celébralo. Esta mañana he corrido 5k a 6´ y parando, desde que estoy en esta situación me doy cuenta de que lo tuyo (lo de todos en general) es estratosférico, parece que como está tan al alcance de la mano y es tan habitual no os dáis cuenta que lo que hacéis es de titanes.

    ResponderEliminar
  15. Muchas felicidades Miguel, me han gustado mucho dos cosas que comentas en la crónica, la primera lo que nos cuesta elaborar una estrategia de carrera y después antes de pasar el km5 ya vamos por encima y lo mandamos todo al traste (somos incorregibles) y la segunda la última reflexión "seguir cruzando metas felizmente".
    Muchas felicidades por tu de nuevo sub-3h30 Enhorabuena pero quién sabe si algún día te sale una carrera como a Ángel Luis y te metas en un sub-3h20, nunca se sabe donde esta el techo.

    ResponderEliminar
  16. Una Maratón más, bonita, y buena carrera para no llegar a tope... buen crono.
    Felicidades!!!

    ResponderEliminar
  17. El día que no haya tío del mazo... lo echaremos de menos. Enhorabuena por ese tiempazo, el día que no le veas aparecer, te sales! ;)

    ResponderEliminar
  18. Felicidades Miguel, felicidades por que has terminado una maratón más, otra con la que disfrutas y sufres y esa mezcla es lo que nos "pone" y hace que sigamos día a día poniéndonos las zapas y nos hace felices, el crono aunque va en nuestra cabeza y creemos que es lo fundamental al final se convierte en algo secundario porque sabemos que cuando llegamos a meta hemos conseguido nuestro objetivo, acabar la carrera y pensar en la siguiente.
    Un saludo, campeón.

    ResponderEliminar
  19. Es una buena maratón Miguel, correr una tan cerca nos desgasta. Pensamos que estamos bien pero vamos tocados orgánicamente y mentalmente. Bajar de 3:30 es todo un éxito, que son 42 kilómetros!
    Vaya equipo más grande se ha juntado ahí. Espero ir a Sevilla el año que viene, pero antes deberé buscar algo para el Otoño. Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. Enhorabuena Miguel, ese 3.30 que te costo superar, lo has puesto ya como techo, el suelo? , bueno aunque como dices no te obsesione , no lo conoces todavía. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Que grande eres Miguel.

    Has sabido seguir sufiendo aún ha sabiendas que la marca se iba, y encima bajando de las 3´30´´ casi ná.

    Pero se, que esas piernas extremeñas valen 3´15´´ seguro.

    Bueno espero poder cumplir mi sueño de correr por tú tierra una trail.

    salu2

    ResponderEliminar
  22. Enhorabuena Miguel por cumplir con la 10ª y pese a todo conseguir tu 2ª MMP con un tiempazo, revalidar el Sub3h30 es algo fantástico.
    Con tu experiencia ya sabes perfectamente cuándo es el día y como bien dices, este no lo era.
    Al igual que he comentado en otros blogs el live timing falló, en tu caso al poco de pasar por el km 35, porque a partir de ahí ya los tiempos no cargaban.
    Me encantan las fotos que pones, en todas estás levitando ;)

    Como dices que Sevilla es un fijo, el año que viene me pego a ti y te uso de liebre gratuita hasta que yo reviente :)

    PD: ¿En el lugar del encuentro bloguero hay sitio suficiente para todo el contingente canario que se desplazará el año que viene? :)


    ResponderEliminar
  23. Espero que estar en año que viene y estar en ese equipo de lujo, felicidades otra vez

    ResponderEliminar
  24. Pero si el que va detrás tuyo en la primera foto soy yo! Ni me dí cuenta socio, llevaba el piloto automático y ni me enteré...lo siento.

    Es lo que tiene el oficio, que con unos entrenos un poco así te sale un tiempo con el que sueñan muchos...Enhorabuena!

    ResponderEliminar
  25. No nos hace falta exprimirnos al maximo para correr y disfrutar de lo que hacemos... es mucho mas bonito que la familia te vea entrar bien, sonriendo... que no como he visto yo algunos en meta....porque a la postre a nadie le importa el tiempo.
    Felicidades Miguel y haber si alguna vez haces aguna carrerita por Barcelona.

    ResponderEliminar
  26. Me ha gustado cómo has terminado la crónica. Al final todo se reduce a eso, a disfrutar. Cada uno tiene ese punto en un nivel distinto, y creo,que el tuyo es muy sabio. Muchas felicidades porque un sub 3.30 no está al alcance de cualquiera....

    ResponderEliminar
  27. Felicidades Miguel, lo mires por donde lo mires una gran carrera. Buena crónica también y sobre todo felicidades otra vez por tener la cabeza tan bien amueblada. Un saludo

    ResponderEliminar
  28. Que grande eres Miguel, lo que haces es mejor que correr por nota, mantenerte a pesar de esa torcedura y conservarte de acuerdo a tus posibilidades, enorme!!!
    Muchas felicidades hermano, y felicidades a tu cuñado, par de cracks! Un abrazo.

    ResponderEliminar
  29. La próxima vez el que las pasará canutas será el tío del mazo. Yo le daré la primera y tú lo acabarás de rematar.

    Tienes toda mi admiración Miguel. No te salió la Maratón que deseabas pero aguantaste como (lo que eres) un CAMPEÓN hasta el final.

    Un placer haber coincidido contigo en la salida. Un abrazo desde Valencia.

    ResponderEliminar
  30. Estupenda carrera y he de decir que me das mucha envidia leyendo tu crónica. Enhorabuena y a ver si repetimos lo de las quedadas blogueras, que estuvo muy bien

    ResponderEliminar
  31. Aunque con algo de retraso (lo siento), mi mayor enhorabuena, Miguel. Hay veces que las carreras no salen como nos gustaría pero eso forma parte de esto y siempre hay que seguir adelante. Aún así, vaya pedazo de sub-3h30 que te has marcado, es para estar contento.

    Felicidades también por la crónica tan buena que te has currado y que sepas que me alegra haber coincidido contigo antes de empezar.

    Que haya muchas metas más!!! Un abrazo!!!

    ResponderEliminar
  32. Felicidades!!!!... No siempre se puede hacer MMP pero te ha salido al final una gran marca!!... y se nota q a pesar de todo disfrutaste y te llevas otra gran experiencia en la mochila!

    Un abrazo y nos vemos en el 2015!

    ResponderEliminar
  33. Enhorabuena, bajar otra vez de 3h30 es ungrandisimo logro.
    Una pena no haber llegado a tiempo para veros antes de la carrera.

    No se si has mirado en esta galeria por si tienes fotos de la meta.
    https://picasaweb.google.com/footingpepito/MARATONDESEVILLA20143?noredirect=1#

    ResponderEliminar
  34. Enhorabuena Miguel, muy buena maratón, hablamos de bajar de 3'30 como si fuese fácil, pero tiene mucho mérito. A partir de ahora te sigo por aquí. Un saludo.

    ResponderEliminar
  35. Enhorabuena Miguel.
    Bajar de las 3h30 es un tiempo tremendo y es para estar muy orgulloso.
    Espectacular crónica como acostumbras, aunque la frase con la que la cierras en negrita es la que de verdad me ha llegado. Y es que a veces por obsesionarnos con una determinada marca, no disfrutamos como debiéramos de un reto deportivo de estas características.

    Saludos

    ResponderEliminar